Openclub

No la olvides. Por Vanina Pujol.

El cielo gris, y las bajas temperaturas nos hacen sentir destemplados, y también un poco bajón. Comenzamos a cambiar nuestros hábitos casi intuitivamente. Hasta hace menos de un mes formaba parte de nuestro desayuno un rico licuado, o un exprimido, y como colación llevábamos alguna fruta en el bolso lista para ser comida antes de tentarnos con un chocolate. En cambio ahora necesitamos algo caliente, pan tostado o algún otro hidrato para sentirnos con energía, y nos olvidamos de nuestra fiel compañera. Primer error. En la estación de la gripe y los resfríos es cuando más necesitamos de las vitaminas que ellas nos brindan. Son indispensables, como lo es el exprimidor o la licuadora. ¿Te creíste lo de la publicidad? Segundo error. El verdadero sabor a frutas es el natural. El que vos elegís en el super o en la verdulería y exprimís en casa. Es esa manzana que te llevás al trabajo, o ese licuado riquísimo que te preparás con las porciones recién cortadas por vos. Todo el año podés hacerlo, cada época tiene sus frutas preferidas. No hay excusas.

Que tu necesidad sea como la del exprimidor del comercial: “Como hago compañero pa’ decirleque no he podido olvidarla. Que por mas que lo intente sus recuerdos siempre habitan en mi mente. Que no puedo pasar siquiera un día sin verla…” 

Fruta. De estación. Rica. Nutritiva. No la olvides.

Hasta la próxima. Vanina